HISTORIA

Tucumán Rugby Club fue fundado el 5 de Setiembre de 1942. En una época en que la práctica del rugby era incipiente, nace como una necesidad de un grupo de rugbiers predispuesto a organizar definitivamente el juego. En nuestro medio es el primer club que se crea como eminentemente de rugby, dedicado y orientado a la difusión puntual del juego. Conjuntamente con Universitario, Cardenales y Natación y Gimnasia -club en cuya sección rugby comenzó a arraigarse este deporte- dieron origen a la Unión de Rugby del Norte (hoy Unión de Rugby de Tucumán) en febrero de 1944, hace de esto más de 50 años.

 


equipo del año 1942

      1. Santamarina (árbitro), 2. Alvarado, 3. Martens, 4 NN., 5. Giacomelli, 6. Gould, 7. Pokow, 8. Piner, 9. Bernan Peter, 10. Figueroa (linesman), 11. Curia, 12. Castillo Rafael, 13. Quiroga, 14. Sorol, 15. Carrasco, 16. Frias Willy

Fueron los fundadores del club, entre otros, José Roberto Alvarado, que fue el primer presidente, J. Pokok, W. Galbraith, Isaías Nougués, Basilio Carrasco, Freddy Gould. Muchos de los primeros socios del club eran de origen inglés, como así también jugadores que por razones laborales se radicaron temporalmente en la provincia e integraron el equipo, razón por la cual se lo llamó "el club de los ingleses".

En tiempos de aquellos pioneros se forjó el lema "más que un club una amistad" frase debida a la inspiración de uno de los más entusiastas impulsores del club en sus comienzos, Freddy Gould. Este, al tener que dejar Tucumán por razones de trabajo, en un emocionado discurso de despedida, ante sus amigos pronunció las palabras que se mantienen vigentes a través del tiempo y la tradición. Desde entonces hasta ahora, en el club se hizo de la amistad un culto. Los comienzos de Tucumán Rugby fueron similares a los de cualquier otro club. Cancha única y vestuario compartido, todo ajeno, pero una enorme voluntad de superación. Una y otra vez cundió el desánimo ante la frustración de los intentos de tener sede y cancha propia. Se sacó fuerzas de flaquezas y, a mediados de la década del 50 se recaudaron, a través de una rifa, los primeros pesos con destino a la compra de un solar, ya elegido en la zona de Marcos Paz. La determinación y las ganas de un puñado de hombres plasmaron la operación de compra de un predio de tres hectareas y media, en la actual ubicación del club. El tiempo demostraría que la elección resultó todo un acierto En 1958 comienza la consolidación definitiva en lo institucional al obtenerse la personería jurídica, dejándose en claro la constitución, la denominación y los fines, que son, de acuerdo a estatuto:Práctica y difusión del rugby amateur de acuerdo a las normas de "The Rugby Football Union"

A los terrenos originales donde en 1959 se construyeron los primeros y precarios vestuarios y una pequeña sede, se sumaron otras 4 Has. colindantes con aquellos. Más tarde se accede a 6 Has. más, parte a través de una donación de S.A. Justiniano Frías.